Expulsado de la escuela a la edad de 15 años, el artista brasileño Mauro Muretz decidió hacer una carrera haciendo exactamente lo que le puso en problemas en primer lugar: el dibujo.

Conocido sobre todo por sus personajes redondeados de dibujos animados que llenan casi todas las pulgadas disponibles de las paredes que habitan, las piezas recorren una línea fina entre lúdico y cínico, trayendo un sentido del humor a figuras que luchan con demonios internos.

Sus personajes caricaturescos surrealistas se han convertido rápidamente en piezas de arte callejero que uno moriría disfrutar todos los días.

Todas las imágenes son © Mauro Muretz

Sobre El Autor

La nostalgia al papel lo hace leer con esmero todo lo que le caiga en sus manos, adicto a la tradición de hablar demasiado, amante del cotilleo, la tecnología, los comics y las relecturas de su propio espacio. Puedes leer sus irreverencias a través de @IlPalabroEnferm y @LuisGuiSan

Loading Facebook Comments ...