Las colaboraciones siempre traen buenos resultados, algo que comprobamos en la unión entre Beer Factory y Toks, que se aventuran a traer sabores diferentes para los comensales.

Si bien pertenecen al mismo grupo, cada lugar tiene su target bien establecido, podría pensarse como un movimiento arriesgado, pero con el cuidado que ponen en cada detalle esto resulta en un dupla única.

Para conocer esta nueva propuesta fuimos parte de una cata en la que probamos un clásico de Beer Factory, la Mediterránea Light, una Light Ale, acompañada de un pescado costeño, que se combina perfectamente para abrir el apetito.

La Mediterránea está hecha a base de de trigo y cuerpo ligero es elaborada con maltas blancas y un bajo contenido de lúpulo.

Para un platillo más «salvaje» está la Santa Fe, una cerveza estilo Viena, una de las favoritas de la casa, un deleite. La Santa Fe es de tipo austriaco y  tiene color cobrizo y amplio cuerpo.

Su aroma malteado, afrutado y un refinado sabor acaramelado que va perfecto con una hamburguesa al comal. Este platillo está preparado con pan bollo campesino, pechuga de pollo, lechuga romana. Además de unas papas canoa con una deliciosa salsa barbiquiu.

Para terminar, si es que puede va un pay de manzana, que es de temporada, así que deberían aprovechar y no perdérselo. También una buena cucharada de chocolate, una buena manera de terminar con una gran experiencia.

Algunos puntos a tomar a consideración es que no todas las sucursales de Toks se servirán las cervezas de Beer Factory, así que pregunten con cuidado. En las participantes se podrá comprar la cerveza para llevar.

Sobre El Autor

La nostalgia al papel lo hace leer con esmero todo lo que le caiga en sus manos, adicto a la tradición de hablar demasiado, amante del cotilleo, la tecnología, los comics y las relecturas de su propio espacio. Puedes leer sus irreverencias a través de @IlPalabroEnferm y @LuisGuiSan

Loading Facebook Comments ...