Las pinturas del artista alemán Tim Eitel pueden describirse mejor como discretas descripciones de la vida cotidiana, que destaca por los paisajes brumosos con personajes de espaldas y transmiten una sensación de extrañeza e intriga.

Tim describe la pintura como un medio que “transpone nuestro mundo a otro mundo. De esta manera, la pintura es más como teatro. Es abstracto. Es un actor que interpreta a una persona sin hogar en un escenario, especialmente con las pinturas oscuras. Imagínese una escena todo en negro, sin luz y sólo un foco en el protagonista. Es mucho así. Crea esta artificialidad. Al final la pintura no es una documentación, se trata de ideas”.

Eitel se ha convertido en uno de los pintores más exitosos de su generación. En los últimos años, sus obras han sufrido una transformación. Las estancias en Los Ángeles y Nueva York han influido obviamente en sus maneras de visualizar el mundo.

Todas las imágenes son © Tim Eitel

Sobre El Autor

La nostalgia al papel lo hace leer con esmero todo lo que le caiga en sus manos, adicto a la tradición de hablar demasiado, amante del cotilleo, la tecnología, los comics y las relecturas de su propio espacio. Puedes leer sus irreverencias a través de @IlPalabroEnferm y @LuisGuiSan

Loading Facebook Comments ...