Durante nuestra vida convivimos con un gran número de personas que parecen estar como telón de fondo de nuestros días, gente que no siempre notamos, para darles un reconocimiento el artista Zadok Ben-David creó una particular instalación y darles un reconocimiento.

Zadok busca dar una voz a la gente anónima en la instalación People I Saw But Never Met, que se compone por más de tres mil figuras en miniatura químicamente grabadas en diferentes proporciones, cada individuo es sacado de las fotografías tomadas por Ben-David durante sus viajes por Europa, Estados Unidos, Asia Central, Australia y la Antártida, creando un conjunto diverso de diversas culturas y personas.

Las esculturas parecidas a dibujos representan los momentos mundanos de la vida de los ciudadanos, turistas e incluso mascotas, que colectivamente ofrecen una instantánea única de la humanidad en un momento determinado. «El ambiente escultórico de Ben-David llega a un punto crítico en nuestro actual clima sociopolítico», dicen en la Shoshana Wayne Gallery, «donde los debates acalorados sobre la exclusión y las fronteras frente a la inclusividad y la multiplicidad son parte de nuestra experiencia diaria»

zadok-1 zadok-2 zadok-3 zadok-4 zadok-5 zadok-6 zadok-7 zadok-8

Todas las imágenes son © Zadok Ben-David

Sobre El Autor

La nostalgia al papel lo hace leer con esmero todo lo que le caiga en sus manos, adicto a la tradición de hablar demasiado, amante del cotilleo, la tecnología, los comics y las relecturas de su propio espacio. Puedes leer sus irreverencias a través de @IlPalabroEnferm y @LuisGuiSan

Loading Facebook Comments ...