El arte de Mario Zarza Zárraga tiene diferentes funciones, que dependerá del espectador, si un niño la mira, sentirá deseos de jugar, sólo porque parece divertido; en tanto, si es un adulto, éste deseará conectar con su infancia, ahondará en su memoria para conectar con las piezas lúdicas.

“Para el espectador sensible, va a ser una buena oportunidad de conocer la parte oculta de cualquier proyecto. Siempre vemos el producto terminado y lo devoramos, creo que vale la pena ver qué hay detrás del trabajo artístico”, así define Mario Zarza Zárraga a su exposición, Desde el columpio, que se exhibe en la Galería Arte XXI.

Conformada por cinco óleos sobre tela y cinco esculturas, cuatro de ellas realizadas en acero al carbón, formato de caballete del artista, gira en torno a una reproducción de la maqueta original de “El hombre de los columpios”, obra monumental que se centra en la experiencia creativa del artista visual emergente, alrededor de sus esculturas dinámicas monumentales instaladas en el Parque La Mexicana.

Desde el columpio complementa la experiencia contemplativa de las diez obras en exhibición, con la proyección de un video que registra parte del trabajo de campo realizado por este artista en notable ascenso, para quien el arte es la expresión del espíritu a través de la forma, que es imposible desvincular de la problemática del mundo.

El vigor del color, la concentración de símbolos corporales y visuales, la intensidad del trazo, composiciones armónicas y temas sociales contemporáneos trágicos se evidencian por medio de la ironía y la sátira; características que se concentran en el trabajo artístico del artista Zarza. 

Todas las imágenes son © Conaculta

Sobre El Autor

La nostalgia al papel lo hace leer con esmero todo lo que le caiga en sus manos, adicto a la tradición de hablar demasiado, amante del cotilleo, la tecnología, los comics y las relecturas de su propio espacio. Puedes leer sus irreverencias a través de @IlPalabroEnferm y @LuisGuiSan

Loading Facebook Comments ...