La obra de Harry Steen juega de una manera maravillosa con las luces y sombras, algo que las impregnas de un sentimiento de anhelo por mundos perdidos y que cambian rápidamente.

Esta serie, titulada Et In Arcadia Ego, inspirada en los mitos y leyendas de la antigua Grecia y Roma fascinan al artista, así que sus pinturas se centran en momentos del pasado, en recuperar ese mundo clásico, pero que se funden con una visión personal del hogar de su infancia.

Muchas obras de la exposición están inspiradas en visitas recientes a una mansión Tudor inglesa, Rainthorpe Hall, Norfolk, y capturan los ecos del pasado y el presente de sus habitantes. Otros recuerdan villas y jardines de la Edad Dorada estadounidense que se demolieron hace mucho tiempo, o la elegante perfección de los interiores de Ancien Régime, testimonio de la belleza desaparecida de su mundo rococó.

Llenas de oscuridad y luz, las pinturas de Steen celebran la belleza de un paraíso perdido mientras lamentan su paso y comparten una visión de su propia Arcadia.

Todas las imágenes son © Harry Steen

Sobre El Autor

La nostalgia al papel lo hace leer con esmero todo lo que le caiga en sus manos, adicto a la tradición de hablar demasiado, amante del cotilleo, la tecnología, los comics y las relecturas de su propio espacio. Puedes leer sus irreverencias a través de @IlPalabroEnferm y @LuisGuiSan

Loading Facebook Comments ...