Pinturas con toques de la vieja escuela como Rembrandt, Durer, Memling, Van Eyck, Caravaggio y Holbein, aunque cargados de un erotismo tenue que produce un efecto surrealista, así se podría describir el trabajo del argentino Gabriel Grun, en su trabajo se puede ver el cuerpo humano  a menudo en primer plano en paisajes naturales, combinados de elementos mitológicos y contemporáneos.

Muchos de los humanos que pinta son retorcidos o tienen formas grotescas o bestiales y plantea, estas distorsiones y manipulaciones podrían aparecer inquietantes, pero Grun enfoca la atención del espectador enfocado en lo técnica y  hábililidad en la composición de estas excentricidades, que no son más curiosos y ofrecen un giro contemporáneo y sexualmente cargada en un estilo clásico.

grunpainting-alternopolis6

En su obra podemos encontrar mujeres con cráteres en la piel, que distorsiona las extremidades como pretzels . El cabello de una mujer, todos de la misma, alcanza proporciones Rapunzel. Un Emperador y la Emperatriz ejercen sus respectivos adornos, él, un pene; ella, un pecho. Con su trabajo Grun nos convence de que hay otro lado al clasicismo.

grunpainting-alternopolis11 grunpainting-alternopolis14 grunpainting-alternopolis21 grunpainting-alternopolis17 grunpainting-alternopolis18 grunpainting-alternopolis19 grunpainting-alternopolis20 grunpainting-alternopolis15 grunpainting-alternopolis1 grunpainting-alternopolis2 grunpainting-alternopolis

Todas las imágenes son © Gabriel Grun

[Vía: Blogspot]

Sobre El Autor

La nostalgia al papel lo hace leer con esmero todo lo que le caiga en sus manos, adicto a la tradición de hablar demasiado, amante del cotilleo, la tecnología, los comics y las relecturas de su propio espacio. Puedes leer sus irreverencias a través de @IlPalabroEnferm y @LuisGuiSan

Loading Facebook Comments ...