Cuando una estudiante de cine llega a una plataforma como vine el resultado es algo fantástico y en el que se invita a la imaginación como nos muestra Jenna Masoud, quien transforma actividades diarias como elegir una cámara o arreglar su cuarto en una experiencia fantástica.

En muchas de sus animaciones hace homenajes a su equipo para visualizar el mundo o para «capturarlo», se trata de una genial colección de cámaras que nos muestra en su particular estilo.

Aunque Masoud continúa experimentando y desarrollando su propio lenguaje para contar sus propias historias, ya que en momentos parece que realiza collages o sólo trabajar con stop motion nos ofrece seis segundos de mucha creatividad.

Todos los vines son © Jenna Masoud

Sobre El Autor

La nostalgia al papel lo hace leer con esmero todo lo que le caiga en sus manos, adicto a la tradición de hablar demasiado, amante del cotilleo, la tecnología, los comics y las relecturas de su propio espacio. Puedes leer sus irreverencias a través de @IlPalabroEnferm y @LuisGuiSan

Loading Facebook Comments ...