La firma de arquitectura Knut Hjeltnes construyó esta casa, nombrada Weekend House, en un pequeño islote rocoso para reemplazar un antiguo almacén que fue arrastrado por una tormenta extrema en 1992.

El nuevo edificio, hecho con una combinación de acero y madera, tiene las mismas proporciones que la estructura anterior debido a restricciones de planificación.

El marco de acero está envuelto en una envoltura de madera de paneles deslizantes que se pueden mover, según la preferencia de los residentes, y pueden ser completamente anónimos con todos los paneles cerrados cuando no se usan. El edificio se construyó fuera del sitio y se dejó caer al islote con una grúa.

Todas las imágenes son © Knut Hjeltnes

Sobre El Autor

La nostalgia al papel lo hace leer con esmero todo lo que le caiga en sus manos, adicto a la tradición de hablar demasiado, amante del cotilleo, la tecnología, los comics y las relecturas de su propio espacio. Puedes leer sus irreverencias a través de @IlPalabroEnferm y @LuisGuiSan

Loading Facebook Comments ...