La ilustradora Alice Wellinger encuentra inspiración en los «problemas de la vida cotidiana y los recuerdos de la infancia». Para describir estos confusos, conflictivos o sencillamente pensamientos y situaciones molestos, ella los ilustra como pinturas surrealistas.

Wellinger consigue con el efecto de la doble exposición es común en su trabajo: un retrato de una persona, por ejemplo, se funde con paisajes lejanos o se fractura y se divide en pedazos.

La pintora ofrece relativamente poco sobre cada una de sus obras, pero comparte esta cita de Karl Valentin: «Kunst ist schön, macht aber viel Arbeit». Traducido, dice: «El arte es hermoso, pero hace mucho trabajo», y es una manera sucinta de ver las imágenes de Wellinger. Estéticamente son agradables, y la imagen convincente deja mucho a la imaginación.

Todas las imágenes son © Alice Wellinger

Loading Facebook Comments ...